Esperando a “Zero Nuke”, la erradicación de las armas nucleares.

Por D RAVI KANTH

GINEBRA (IDN) - La conmemoración el 26 de septiembre del Día Internacional de las Naciones Unidas para la Eliminación Total de las Armas Nucleares, fue un triste recordatorio de la continua amenaza de las armas nucleares para toda la población.

"Alrededor de 2.000 armas nucleares se mantienen en estado de alerta entre Estados Unidos y Rusia, que están ahora estancadas en las crisis [en curso] en Siria y Ucrania", dice Aaron Tovish, un destacado activista de la campaña global para eliminar las ojivas nucleares, de Alcaldes por la Paz.

"Hacemos hincapié en la importancia de intensificar la campaña mundial por la abolición de las armas nucleares y nuestro objetivo principal es fortalecer el impulso mundial para alcanzar este objetivo en 2020," dijo a Tovish a IDN.

Considerando que Estados Unidos planea gastar casi un millón de millones de dólares en la modernización de su arsenal nuclear en los próximos diez años y Gran Bretaña con la intención de gastar 50 mil millones de dólares en su misil nuclear Trident, se diría que los días de la Guerra Fría están de vuelta una vez más.

Tovish, quien participó en los actos para conmemorar en Ginebra el primer aniversario del día de las Naciones Unidas para eliminar las armas nucleares, habló sobre el proyecto "Yo tenía su edad" lanzado por Alcaldes por la Paz y el Barco de la Paz, que llevará a los "Hibakusha" por el mundo en la víspera del 70 aniversario de los bombardeos atómicos, el próximo año.

“Hibakusha” es como llaman a las víctimas vivas de los bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki. El presidente estadounidense Harry S Truman, que tomó la decisión de lanzar la primera arma de destrucción masiva en la ciudad japonesa, había insistido en que "el mundo notará que la primera bomba atómica fue lanzada sobre Hiroshima, una base militar. Eso fue porque deseábamos en este primer ataque evitar, en la medida de lo posible, la muerte de civiles".

Pero la Encuesta sobre Bombardeos Estratégicos de Estados Unidos concluyó en su informe oficial que "Hiroshima y Nagasaki fueron elegidos como objetivos debido a su concentración de actividades y población", según el historiador Howard Zinn.

UNFOLD ZERO y la Secretaría de las Naciones Unidas (Departamento de Asuntos de Desarme) que organizaron el primer aniversario del Día Internacional para la eliminación total de las armas nucleares, transmitieron un fuerte mensaje a la sociedad civil global que debe forzar a los gobiernos a no abandonar el desarme completo y la eliminación de las armas nucleares.

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Desarme, el organismo multilateral para negociar el desarme y la eliminación completa de las armas nucleares, está sumida en una fase interminable de parálisis desde los últimos 18 años, por ello la sociedad civil tiene que desempeñar un papel más importante. "Debemos recordar que la voluntad política no sólo se genera a nivel de liderazgo", dice Michael Moller, el director general en funciones de la oficina de la ONU en Ginebra. "Más a menudo de lo imaginado, viene impulsada por la demanda popular y necesitamos este compromiso porque la eliminación total de las armas nucleares de la faz de la Tierra no es simplemente un objetivo noble, sino la condición última e indispensable para garantizar una paz y seguridad significativa, internacional y a largo plazo" dijo Moller a los participantes en la reunión UNFOLD.

El año pasado, Indonesia en nombre de los países no alineados propuso una fuerte resolución en la Asamblea General de la ONU para conmemorar 26 de septiembre de cada año como el Día Internacional para la eliminación total de las armas nucleares. El objetivo subyacente es "aumentar la conciencia pública y la educación acerca de la amenaza que representan las armas nucleares para la humanidad, y la necesidad de su eliminación total, a fin de movilizar los esfuerzos internacionales para lograr el objetivo común de un mundo libre de armas nucleares."

Los países no alineados recordaron a los Estados nucleares sus olvidadas "obligaciones" en el artículo VI del Tratado sobre la no proliferación de las armas nucleares, que estipula el cese de la carrera armamentista nuclear y el desarme nuclear completo.

"El TNP es un acuerdo temporal resultante de la llamada ‘gran negociación’, mediante el cual los Estados no nucleares se comprometieron a no adquirir o desarrollar armas nucleares a cambio de acceso al uso pacífico de la energía nuclear, mientras que los estados nucleares se comprometieron al  desarme nuclear ", dice el Embajador Jorge Lomonaco, representante de México ante la ONU en Ginebra.

México junto con Noruega, Austria y otros países, están ahora dedicados a promover una campaña mundial sobre las consecuencias humanitarias que tendría aunque fuera una sola detonación nuclear.

Indonesia, destacado activista en la ONU en favor del desarme nuclear completo, ha pedido un compromiso para garantizar "un mundo libre de armas nucleares." El enviado de Indonesia, Embajador Triyono Wibowo, dijo que los estados nucleares deben eliminar sus armas en el Medio Oriente y comprometerse con el desarme.

La Unión Interparlamentaria (UIP), uno de los organismos multilaterales más antiguos, aprobó una resolución en marzo de este año, instando a los parlamentos a que aseguren que los gobiernos no utilizan armas nucleares como elementos disuasorios en los planes de defensa nacional.

La UIP también pidió el fortalecimiento de la seguridad de todos los materiales nucleares, la consolidación de las zonas libres de armas nucleares existentes y apoyar la creación de nuevas zonas libres de armas nucleares.

Por casi 70 años, las naciones han estado luchando con la abolición de las armas nucleares. La Asamblea General de la ONU adoptó la primera resolución en enero de 1946 en Londres para eliminar las armas atómicas. Varios acontecimientos importantes marcaron las negociaciones de desarme a pesar de la carrera armamentista durante la Guerra Fría entre los Estados Unidos y la ex Unión Soviética.

Durante este período, más países han adquirido las armas atómicas de destrucción masiva más mortíferas, con el pretexto de que iban a servir como elemento disuasorio en sus conflictos bilaterales y regionales inmediatos.

Los dos estados nucleares más importantes, Estados Unidos y Rusia, han reducido su arsenal de armas atómicas desde las 75.000 que había en el momento más álgido de la Guerra Fría en la década de 1980, hasta las 20.000 actuales, pero todavía hay un "programa detallado, a largo plazo y adecuadamente financiados" pero no "planes concretos para lograr entre desarme nuclear y, por supuesto, ningún avance en la negociación de una convención sobre armas nucleares ", dice Gabriele Kraatz-Wadsack, funcionaria de desarme de la ONU.

"Vemos la perpetuación de lo que el Secretario General Ban Ki-moon, ha llamado la "doctrina contagiosa de la disuasión nuclear", que ahora se ha extendido a unos nueve países", lamentó Kraatz-Wadsack.

A pesar del prolongado estancamiento y el "óxido" que se ha ido acumulando en el mecanismo de desarme, hay algunos desarrollos alentadores para sensibilizar y educar a la gente sobre la necesidad de eliminar las armas nucleares de la sociedad civil, desarrollos en los que la Soka Gakkai Internacional (SGI), una organización con base en Japón, está jugando un papel importante.

También el 87º World Peace Voyage – el "Viaje al corazón del mundo" de los Hibakusha el próximo año con motivo del 70 aniversario de los bombardeos de Hiroshima y Nagasaki, es una importante iniciativa de Alcaldes de la Paz para presionar a los estados nucleares para que destruyan su arsenal. [IDN-InDepthNews - 28 de septiembre 2014]